Las goteras del Barça de Valverde

Los centrales del filial, condicionados por la normativa

Entre lesiones, falta de efectivos y dudas de futuro, la defensa del Barcelona atraviesa un momento de crisis. Era la línea de la que más podía sacar pecho el equipo azulgrana en este principio de curso. Sin embargo, a Valverde se le han abierto varias vías de agua. Tanto, que ya no descarta acudir al mercado de fichajes para fichar el central que no llegó en verano.

“Cuando hay lesiones te lo puedes plantear”, dijo ayer el ‘Txingurri’, que en verano pidió el fichaje de un marcador porque no confiaba demasiado en Vermaelen y Marlon. El escogido fue Iñigo Martínez, pero finalmente no llegó. Después de contactar con el defensa de la Real Sociedad, el club dio marcha atrás y consideró que había suficiente con lo que había. Además, Yerry Mina, igual que hoy, estaba apalabrado para 2018. Tanto el vasco como el colombiano figuran en la lista de posibles soluciones para el mercado invernal.

La nómina de centrales de confianza parecía corta. Como síntoma de esta sospecha, Valverde ha echado mano de una pareja de cabecera, Piqué-Umtiti, a cambio de relegar a Mascherano y Vermaelen. Sin embargo, han sido las lesiones las que han acabado de dar la razón al entrenador. Umtiti, que se rompió contra el Celta, estará de baja hasta febrero. La ausencia del francés se une a la de Mascherano, cuyo regreso se espera para el partido contra el Deportivo del próximo 17 de diciembre. Mientras, Vermaelen, tan buen jugador como atleta poco fiable, no debutó en Liga hasta el 26 de noviembre.

Paralelamente, el argentino lleva unas semanas dejando caer su salida del Barça, cosa que incluso podría adelantarse a este mercado invernal, complicando la vida aún más a Valverde. ‘Mundo Deportivo’ y ‘Sport’ han publicado que tiene ofertas de China y Estados Unidos. “Mascherano está absolutamente comprometido con nosotros”, templó a respecto el técnico culé en la última rueda de prensa. Bien hace el ‘Txingurri’ mordiéndose la lengua, ya que uno de los motivos que frustró el fichaje de un central en verano fue el riesgo de comprometer la participación del ‘Jefecito’, tercer capitán de la plantilla, en año de Mundial.

Así las cosas, tanto el cuerpo técnico como la dirección deportiva esperan que Mascherano posponga su decisión de abandonar el Barça hasta el próximo verano. Con Umtiti lesionado hasta febrero, es evidente que los minutos del internacional argentino aumentarán antes y después de Navidad. Clásico del 23-D incluido.

Choque con la normativa

Ante la falta de efectivos, lo normal sería sería que los técnicos acudieran al filial, pero la normativa condiciona en varios sentidos. Para Europa, los marcadores que hay o son demasiado mayores (sólo se aceptan jóvenes a partir de 1996) o no llevan tiempo suficiente en el club (mínimo dos años). Y para la Liga y la Copa, ni Fali ni Martínez, ambos mayores de 23 años, podrían volver al filial en caso de debutar con el primer equipo. Sólo uno de los centrales del equipo de Gerard López cumple los requisitos tanto en España como en Europa. Es Rodrigo Tarín. Lo malo es que está lesionado.

Los experimentos con jugadores de la primera plantilla pasan sobre todo por dos nombres. Uno es Lucas Digne, que ya se postuló hace unas semanas y puede asumir algunas funciones de central gracias a su velocidad y fortaleza física. El otro es Busquets, que vendría a ser lo contrario. Supliría con inteligencia táctica, sentido del juego y colocación las limitaciones atléticas que tiene. Editor, catrachosports.com

Greg Moraga: Asociado AIPS No. NCA00692

latigomoraga17@hotmail.com

Sígueme en Twitter como:@GregMoraga

Diseño Web: Javier Bustillo

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*