Alonso aprieta el acelerador al final de los terceros libres de Daytona

Fernando Alonso no tiene prisa para que su equipo sea rápido en Daytona. Sabe que en la histórica carrera estadounidense la velocidad no lo es todo, sino que influyen múltiples factores que pueden marcar la diferencia. Con el objetivo de aprender a controlar al máximo todos los condicionantes de la icónica cita, el asturiano continuó su preparación de cara a las 24 Horas de Daytona con una tercera sesión en la que el Ligier JS P217 que compartió con Hanson fue el undécimo mejor coche en pista.

El primero en salir a rodar fue Phil, que dio un total de 21 giros para tratar de aportar su granito de arena para encontrar los mejores reglajes para la carrera de los próximos 27 y 28 de enero. El joven de 18 años británico estuvo muy lejos del as primeras posiciones y sólo Fernando Alonso fue capaz de acercar a su equipo al Top-10 con dos buenas vueltas finales. El ovetense dio un total de 15 giros al trazado estadounidense y se vio afectado en dos stints por dos banderas rojas que cortaron su ritmo. Sin embargo, el ovetense, que se centró en encontrar el ‘set up’ adecuado de su coche más que en marcar ritmo, finalizó con un buen 1’38”072 con el que se quedó a unas 8 décimas del mejor crono marcado por el Wayne Taylor Racing.

El otro español de la categoría reina, Dani Juncadella, por fin se estrenó a los manos del Oreca LMP2 del Jackie Chan que comparte junto a Stroll, Rosenqvist y Frijns. En la tercera sesión, rodaron sólo Felix y el barcelonés, que sin haberse subido al coche en las dos primeras sesiones contaba con el handicap de tener que adaptarse lo antes posible al prototipo. El catalán asumió los mandos del Oreca cuando Rosenvist ocupaba la quinta plaza y lo dejó finalmente en la novena posición debido a dicha tarea de aclimatación.

En la clase GT Le Mans (GTLM), el bicampeón del campeonato americano de resistencia Antonio García realizó un enorme trabajo con su Chevrolet Corvette C7.R. El español, que fue el más rápido de su equipo en la primera jornada, asumió un papel importante copando la mayoría de la sesión y dejando el volante a su compañero Rockenfeller al final, cuando ya había asegurado la séptima plaza de su categoría.

En los GT Daytona, Miguel Molina fue el encargado de realizar las primeras tandas del Ferrari 488 GT3 #82, que terminó el noveno de su clase GTD después de un buen relevo del español antes de dejar su sitio a Creel.  Editor, catrachosports.com

Greg Moraga: Asociado AIPS No. NCA00692

latigomoraga17@hotmail.com

Sígueme en Twitter como:@GregMoraga

Diseño Web: Javier Bustillo

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*